¡Ahora sí que estoy en apuros!

¡Ahora sí que estoy en apuros!

Hay días en los que suceden cosas bonitas. Hay días en los que recibes llamadas que no esperas. Hay días en los que el sol se abre paso entre las nubes, entra por la ventana con más fuerza y te desperezas en la cama pensando que prefieres fracasar a morir sin intentarlo.

(más…)

No viniste al mundo para callar

No viniste al mundo para callar


No viniste al mundo para callar. No llegaste aquí de casualidad. Tú tienes una misión.

No viniste al mundo para servir a ignorantes ni para satisfacer los deseos de mentes retrogradas.

No te confundas. No fuiste creada para cumplir estúpidas reglas. Tu única ley es ser tú.

(más…)

Y por fin todo encaja

Y por fin todo encaja

«Siete años después, sostenía entre mis dedos ese papel, maldiciendo una y otra vez mi suerte. Y aun así, embebiéndome de cada línea.

¿Cómo pude ser tan estúpido y pensar que podríamos vivir con esa mentira?

La rompí en pedazos y arrojé los trozos a la papelera. Ella pronto llegaría y tenía que entender que, a partir de ese instante, haríamos las cosas a mi manera.

Todo había cambiado.

Yo había cambiado…

Y ya nada volvería a ser como era.»

A veces solo es cuestión de cuadrar bien las piezas. En la vida como en la ficción, simplemente hay que poner atención e intentar que las cosas encajen.

Y por fin todo encaja.

Os espero el viernes 17 de febrero a las 19.00 h, en el Hotel Barceló en Cádiz.

Gracias infinitas por hacerlo posible.

 

Miranda. Capítulo 2

Miranda. Capítulo 2

Tempestad

—¿En serio vas a rechazar a Jayden Morris?

—No me gusta ese tipo.

—¿Pero a ti qué clase de virus te está afectando el cerebro, Miranda?

—Ya te lo he dicho —suspiré—, no me gusta nadie, me gusta Mikel.

—Ya sé que te gusta Mikel, pero resulta que Mikel es tu tío.

—¡No es mi tío, Bárbara! —grité, incorporándome.

—Está bien, peor aún: el novio de tu tía, el mejor amigo de tu padre y un tío casi veinte años mayor que tú.

(más…)

El principio

El principio

La inspiración tiene que pillarte trabajando. Creo que fue Picasso quien lo dijo. Y es muy cierto. La inspiración no es eso que te inunda el cerebro por arte de magia.

De pequeña solía imaginar a los artistas en su rincón de trabajo mirando al infinito y con un montón de flores imaginarias revoleándoles las cabezas. Pero no, no es así como llega. La inspiración es una búsqueda constante. Es eso que aparece cuando crees que ya no puedes devanarte más los sesos. Cuando tienes la espalda contracturada a consecuencia de la tensión y tu silla parece tener clavos en el respaldo. Cuando la presión es tan intensa que empiezas a pensar que quizá te estás equivocando de profesión y en realidad deberías hacer algo más sencillo aunque ello signifique no sentirte tan realizada.

Las ideas, las muy puñeteras, no aparecen por arte de magia. Claro que no. Pero es que nada en la vida aparece así. Ni siquiera el amor. Todo hay que sembrarlo, regarlo, cultivarlo. Sobre todo el amor.

(más…)

error: Content is protected !!